El Futuro de la Alerta Temprana en la Armada Española

La Armada fue pionera y el único de los tres ejércitos que dispuso de una aeronave AEW, pero los dramáticos recortes en defensa en los últimos 10 años supusieron la baja sin sustituto de las paqueteras. ¿Cuál sería la mejor opción de recuperar esa capacidad?

(Foto de Portada: Sebastián González Míguez. Gracias por cederme tu magnifica foto)

Durante el conflicto de las Malvinas, la Royal Navy carecía de un vector AEW (Airborne Early Warning, en español alerta temprana aerotransportada), ya que con la baja del Ark Royal, se dieron también de baja los Fairey Gannet dedicados a esta misión. Teóricamente, los viejos Avro Shackleton de la RAF cubrirían esa función para la Royal Navy.

Pero el teatro de operaciones de las Malvinas quedaba fuera del alcance de los Shackleton, por lo que a la task force británica no lo quedo más remedio que utilizar algunos de sus escoltas como picket radar para proporcionar mayor tiempo de reacción contra los ataques a ras del mar que realizaban los pilotos argentinos.

El hundimiento del Shefield ocurrió cuando el destructor ingles estaba realizando esa peligrosa misión de picket radar.

Sea King AEW Mk2 y ASaC Mk7

La Royal Navy inicio un programa de emergencia para dotarse de una nueva plataforma AEW. La única opción posible era seleccionar un helicóptero como portador del radar y los sistemas asociados, siendo el mejor candidato disponible el Westland Sea King.

En un tiempo récord de 11 semanas, se modificaron dos Sea King HAS Mk1 (la versión ASW). Se instaló un radomo hinchable de Kevlar en la parte posterior de la puerta derecha. El radomo giraba 90 grados para desplegarlo durante el vuelo mediante un sistema hidráulico.

Por suerte para la Royal Navy, aún quedaban entre sus filas operadores radar de los Gannet, por lo que el entrenamiento de los operadores de los nuevos radares fue relativamente rápido y sencillo.

El radar utilizado fue el Thorn-EMI ARI.5930/3 Searchwater, un derivado del Searchwater usado en los aviones de patrulla marítima Nimrod MR.MK2.

El radar trabaja en banda 8-12,5 GHz con cobertura 360º. El alcance publicado (a 3.000 metros de altura) es de 130 km para blancos tipo caza y 300 km para blancos del tamaño de un bombardero.

Evidenciando sus orígenes como radar de exploración de superficie, es capaz de detectar un periscopio a 80 km y un barco tipo fragata a 240 km.

Tiene capacidad para seguir a 40 blancos de superficie y 16 blancos aéreos, permitiendo el control de seis interceptores propios.

Rápidamente se comprobó que este radar no era la solución ideal para la misión AEW. Sobre tierra y también sobre el mar, el radar tenía problemas con el clutter (ruido en la señal) y era complicado realizar el seguimiento de blancos.

Para solucionar estos problemas, en 1997 fue seleccionado el radar Searchwater 2000, que junto al sistema Cerberus, eliminaba la mayor parte de los problemas de clutter y seguimiento de blancos.

En el 2002, los primeros Sea King con el nuevo sistema entraron en servicio. Inicialmente denominados AEW Mk7, rápidamente fueron rebautizados como Sea King Air Surveillance and Control (ASaC Mk7) para reflejar sus nuevas características y la capacidad de detectar y seguir blancos terrestres.

Las características del Searchwater 2000 y el Cerberus las veremos en al apartado dedicado a este sistema como uno de los posibles candidatos.

SH-3W

La Armada Española no paso por alto las enseñanzas de la Guerra de las Malvinas y rápidamente se procedió a la compra de 4 radares Searchwater, tres para instalarlos en los Sea King y el cuarto para pruebas y entrenamiento en Rota.

En 1988 estaban los 3 helicópteros (los 509, 511 y 512) operativos en su nueva misión, siendo parte habitual de la UNAEMB del Príncipe de Asturias.

A finales de los noventa, el sistema estaba claramente obsoleto. Thales ofreció la nueva versión del Searchwater, pero fue descartada, pensando en el HORUS como posible sustituto.

SH-3G AEW at Rota,Spanish navy

SH-3W de la Armada Española. Foto de Timm Ziegenthaler

El proyecto Indra HORUS tenía como objetivo el desarrollo de una familia de radares aéreos en banda X compactos y ligeros. La idea era disponer de un core y, mediante una arquitectura escalable, desarrollar diferentes modelos para navegación, patrulla marítima y alerta temprana. Los usuarios podrían ser aviones, helicópteros o UAV.

El programa comenzó en el 2007 pero al final no se realizó ninguna instalación y nuestras paqueteras se quedaron sin su necesaria actualización.

Debido a la brutal crisis de finales de la primera década del siglo XXI, no se realizó ninguna modernización, siendo la operatividad de los aparatos muy baja.

Finalmente, durante 2016 se dieron de baja los 3 helicópteros. Inicialmente se pensó en reconvertirlos a la versión de transporte, pero parece que los 3 se han dado de baja y sirven como fuente de repuestos a los supervivientes de la 5ª Escuadrilla.

Los Candidatos

Actualmente la lista de sistemas operativos (descartando las opciones rusas y chinas) se reduce a dos sistemas, el HEW-784 italiano y el ASaC inglés. Hay otra propuesta que es el sistema Vigilance de la Locked-Martin, pero no deja de ser un proyecto que no ha pasado del papel.

HEW-784

La Armada Italiana usa una versión AEW del AW-101 Merlin, denominada localmente EH-101ª y Merlin Mk 112 por el fabricante.

En 1994 la Armada Italiana hizo un requerimiento para una plataforma AEW. En diciembre de 1999 voló el primer ejemplar y en 2006 se completo la entrega de los 4 solicitados.

AW-101 AEW Merlin Futuro Alerta Temprana Armada Española

Merlin EH-101 AEW. Foto de Jerry Gunner.

Disponen de un radar FIAR Eliradar HEW-784 instalado en un radomo de 3 metros de diámetro. Este es un radar Doppler basado en el MM/APS-784 que es el radar de exploración de superficie que equipa a los EH-101 ASW de la Armada Italiana. El HEW-784 trabaja en la banda X (8-12,5 GHz) y el alcance publicado son 200km.

El sistema dispone de dos consolas y es capaz de realizar el seguimiento de 128 blancos aéreos y 64 de superficie.

Crowsnet: Searchwater ASaC

Este radar fue originalmente conocido como Searchwater 2000 AEW, aunque en la página web de Thales aparece denominado como Searchwater ASaC en su versión más moderna.

El Searchwater 2000 AEW es un derivado del Searchwater 2000 MR originalmente desarrollado para el malogrado Nimrod MRA MK4. Dispone de un nuevo emisor/transmisor, siendo su peso total notablemente inferior al de su predecesor.

El alcance máximo publicado es de 370 Km. El sistema es capaz de gestionar más de 100 blancos simultáneos y controlar hasta 9 interceptores mediante JTIDS/Link 16.

En enero de 2017 se anuncio que el Searchwater ASaC (junto el Cerberus) era el ganador del concurso para dotar de una nueva plataforma AEW a los nuevos portaaviones británicos clase Quuen Elizabeth.

La opción elegida (ganadora sobre el Vigilance) incluye la reutilización de diez de los sistemas (Searchwater y Cerberus) actualmente instalados en los Sea King ASaC, modernizándolos y agrupándolos en un pod. Este pod puede ser instalado o desinstalado en 24 horas.

El helicóptero seleccionado para operar el sistema es el Merlin HM2, siendo todas las unidades operadas por la Royal Navy cableadas para operar el sistema.

Vigilance

El Vigilance fue la propuesta presentada por Loocked Martin al programa Crowsnet.

El sistema está montado en un pod que integra el radar, electrónica, fuente de alimentación, IFF, GPS/INS, ESM y el sistema de refrigeración.

El pod se puede instalar en un soporte standard para armas (cómo los soportes para torpedos) e instalando dos de estos pods en el helicóptero obtienes una cobertura de 360º.

Inicialmente el radar usado era el AESA Northrop Grumman APG-81. Este sensor es usado en el F-35 en sus tres versiones.

Posteriormente, parece que el radar seleccionado para el sistema paso a ser el ELTA ELM-2052, también con tecnología AESA.

¿Cuál es la mejor opción?

Salvo sorpresa, y pese a la oposición de la Armada, el aparato portador del radar elegido será el NH-90, por lo que la opción italiana pierde la ventaja de ser un sistema ya integrado en un helicóptero.

Publicidad




Al tener que ser los tres candidatos integrados en el NH-90, con los costes que ello supone, la opción que a priori parece más interesante por sus menores riesgos y costos es un sistema en pod como el Vigilance, seguido por el Crowsnest.

Pero el sistema Vigilance tiene el inconveniente de ser el único de los tres que no es operacional. Esto supone una incertidumbre en características del sistema, así como el tiempo y coste necesarios para ponerlo operativo.

Este riesgo puede limitarse estableciendo las correspondientes clausulas en el contrato para su adquisición, aunque en el largo listado de retrasos y sobrecostos en los programas militares de los últimos años, el contribuyente fue el destinatario final de esta factura.

Pensando en un hipotético desarrollo conjunto con el Ejercito del Aire Español, el único candidato interesante sería el Vigilance, en una versión idéntica a la de la Armada o en otra desarrollada con prestaciones superiores para usar en una plataforma de bajo coste operacional (como los G550 italianos).

Teniendo en cuenta las características del sistema, el Vigilance ofrece la tecnología más avanzada y teóricamente las mejores características, pero es un concepto frente a una realidad que son los sistemas inglés e italiano. Otra duda sería la calidad de la cobertura 360º del Vigilance y las zonas oscuras al dispones de dos pods cubriendo 180º cada uno de ellos.

Otra ventaja del Vigilance (compartida con el Crowsnest) es su formato Pod, cuando no necesites esta característica puedes usar el aparato en su cometido de transporte o ASW. También se presupone que su mantenimiento será más sencillo.

La última variable a considerar y la más importante es el coste. Este coste se dividiría en el coste de desarrollo e integración, el coste de adquisición y el coste de mantenimiento.

¿Cuál sería mi elección? A un coste semejante, creo que la opción más interesante es el Vigilance, siempre que se gestionen los riesgos comentados del sistema. Si el coste es notablemente inferior en cualquiera de los otros sistemas, me decantaría por el inglés, volviendo a asegurar que no se producirían desviaciones en la integración del sistema en el NH-90.

¿Cuál sería vuestra opción? Lo podéis comentar en esta entrada o en las redes sociales de BlogNaval.

¿Te ha gustado? Compártelo:
Facebook
Twitter
Google+
Email
Imprimir

Deja un comentario